Hábitos: Estos 6 caracterizan a personas muy creativas (y 3)

Culminados con la lista de propósitos para crear esos nuevos hábitos que pueden ayudar a su creatividad.

Con información del WEF

Y, aunque parezca mentira, no necesita tenerlos todos ni hay prelaciones entre ellos. Son flexibles. Persiguen más unas condiciones internas para la creación que otra cosa.

Por ejemplo, si usted es un emprendedor a tiempo completo, seguro le sonó raro nuestra recomendación previa de tener un empleo. Pero si es un emprendedor de 10%, no puede apelar al excesos de trabajo como excusa.

Cerremos pues la lista para que decida cuántos de ellos se llevará puestos en 2017.

Hábito #5. Trabaje en cualquier lugar y momento

Puede que suene contradictorio con respecto al hábito de tener un horario estricto. Pero, también es un hecho demostrado científicamente que moverse del sitio en el que trabaja habitualmente puede ser inspirador y hasta mejorar la productividad.

De hecho, algunas startups ni siquiera le dan un escritorio a sus colaboradores. Entendemos que si está batallando para ser estructurado le suene raro. El punto exacto está en no auto-limitarse.

En realidad, las condiciones ideales quizás no existan así que desarrollar un espacio de instrospección que le de resultados puede ser más útil que el acostumbrarse o requerir un espacio físico y condiciones determinadas.

¿Cuál es el punto? Acostumbrarse a trabajar las ideas que se le ocurren… donde se le ocurran. Anótelas.

O grábelas en Evernote. Pare el auto y comience a plasmarla en alguna parte, de alguna forma. No deje que se le vaya. Créame: las ideas, si son buenas, son escasas. Mucho.

Hábito #6. Que no lo paren los bloqueos creativos

Ya lo hemos dicho: esperar que su musa llegue (sin otra estructura) es perder el tiempo: citéla todos los días a la misma hora. Y, mientras llega, trabaje todo lo que pueda. Quizás no serán sus mejores ideas.

Tal vez no sean grandiosas… pero tendrá material para perfeccionar cuando la inspiración lo toque con su gracia. Además, está práctica le evitará la frustración de sentir que no logró nada, lo cual puede afectar su autoestima y ser muy contraproducente.

La recomendación es “imponernos” plazos propios, dead line, horas de entrega… que son el mejor remedio para los bloqueos creativos.

Nos coloca presión para terminar. Además, siempre se puede editar una página mala. Es mejor que escribirla desde cero y requiere menos esfuerzo.

MORALEJA: la mejor arma para ser cada vez más creativo es producir. Incansablemente. Cada vez más. Después de todo, la práctica hace al maestro y nos muestra aquello en lo que somos mejores.

¿Qué espera? Comience estos cambios (los que mejor se adapten a sus condiciones particulares) y cuéntenos como le fue.

Buena suerte.

Para revisar la versión original de este trabajo haga clic aquí

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *