fbpx
1
 

Informe de Innpactia y Civicus revela panorama para el ecosistema de impacto social en América Latina

Innpactia y Civicus lanzan ambicioso estudio sobre las contribuciones de cooperación internacional y la filantropía para las organizaciones de la sociedad civil (OSC) en América Latina.

A partir de una muestra de más de 6,500 convocatorias disponibles para financiamiento de proyectos en América Latina, Innpactia y Civicus lanzan un estudio que encontró condiciones poco favorables para el ecosistema: Existe un inmenso vacío entre la agenda de los donantes y las necesidades de las organizaciones de la sociedad civil.

Considerando convocatorias disponibles entre 2014 y 2017, equivalentes a $6 mil millones de dólares, el estudio detecta que los fondos no son exclusivos para el tercer sector. Sólo el 12% de los fondos son exclusivos para las OSC y solo el 3% para las latinoamericanas.

Solo el 3% de los fondos son exclusivos para las OSC  latinoamericanas

Las organizaciones en América Latina se ven obligadas a competir entre sí por recursos, sin que se estimulen las sinergias con proyectos de iguales objetivos, y  en demasiadas ocasiones las organizaciones deben competir con empresas privadas (71%), organismos internacionales (36%) y otros actores muy disímiles a estas.

Las organizaciones sociales de base se están convirtiendo en subcontratistas, en demasiados casos, lo que también implica riesgos para la sostenibilidad de estas inversiones.

Solo el 3% de los fondos se destinan a fortalecer y aumentar las capacidades operativas e institucionales de las OSC, con prelación a la inversión en proyectos específicos, que restringen gastos en la operación y fortalecimiento de las organizaciones.

Frente a los resultados y conclusiones de dicho estudio, Juan Carlos Lozano, CEO de Innpactia indicó: “Necesitamos mejores formas de asignar fondos para que lleguen a los proyectos más dinámicos, impactantes y que cambian vidas. No solo a aquellos que saben cómo navegar por el laberinto de procedimientos que pueden hacer que accedan a los fondos”.

“Es vital que los donantes sean más conscientes y brinden un esfuerzo adicional para ser más “amigables” para aquellos que tienen las mejores ideas de cambio.  Necesitamos fondos que convenzan que cualquiera puede hacer que los cambios sucedan cuando se juntan buenas ideas y los recursos”. Agregó.

Falta de reconocimiento de los roles únicos e irremplazables de la sociedad civil

Por su parte, la Asesora Senior de Civicus, Clara Bosco indicó: “Defender y dotar de recursos a una sociedad civil independiente, diversa y sostenible en la región se ha vuelto más importante que nunca. Pero esta escasez de fondos exclusivos para la sociedad civil que se muestra en nuestro análisis es una indicación de la falta de reconocimiento de los roles únicos e irremplazables de la sociedad civil.  ¿Cómo pueden las OSC desempeñar sus funciones críticas con tan poca inversión de los principales donantes de desarrollo?”.

Para consultar el Informe puedes dar click AQUI.

Adolfo Manaure

Entusiasta seguidor de la tecnología y las innovaciones que cambian el mundo. Director Editorial y COO en The HAP Group.

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.