1

¿Cómo hacer reuniones más productivas en 5 minutos?

Las reuniones improductivas no son una buena manera de utilizar tu tiempo, pero lo único que necesitas son 5 minutos para aprender a hacer tus reuniones de ventas más productivas, atractivas y rentables.

1. Más cerca. No seas guerrero del camino
Cuando cuentas con más puntos de viajero y hoteles, que ventas, algo debe cambiar. La realidad es que los requerimientos para viajar podrían ser una limitante en cuanto a los negocios o ventas que puedes cerrar. Piénsalo, cuando estas sentado en un aeropuerto, viajando en un taxi o rentando un vehículo, no estás haciendo nada por cerrar un negocio o vender.

Afortunadamente hay una manera más rápida e inteligente para cerrar ventas. Guarda la bolsa de equipaje y ocúpate en conferencias web y reuniones online. Eficiente, conveniente y con buen uso del tiempo de todos, las conferencias online te pone al frente de más personas y genera más ventas en periodos más cortos de tiempo. Herramientas como interacción por pantalla facilita el proceso de encuentros, dejándote tranquilo para ir directo al negocio. Concéntrate en soluciones intuitivas y fáciles de entender o usar para todos. Con las reuniones online tus estadísticas se dispararán y te olvidaras de una vez por todas del horrible jet lag.

2. Ellos duermen, tu pierdes
Si te sientas reunión tras otra, comienzas a encadenar las palabras y antes de que te des cuenta, estás dormido a plena luz del día. Nos pasa a todos. Desde el punto de vista de ventas, el problema es cuando la gente se comienza a quedar dormida durante la presentación, uno pierde el sueño de realizar la venta.

Mantener la atención del cliente es una de las mejores maneras de asegurar una venta. Si uno se da cuenta de que los miembros de la reunión comienzan a tomar sus teléfonos, a voltear o revisar papeles que no tienen que ver con la reunión o se quedan viendo al vacío, entonces es tiempo de cambiar de táctica. Toma una pausa y pregunta si alguien tiene alguna duda o preguntas relacionadas al tema. Mejor aún, si ya están de acuerdo con lo propuesto, detente, a menos que haya detalles inmediatos que necesiten ser aclarados o trabajados, disfruta de la victoria y termina la reunión pronto.

3. ¿Podría el verdadero tomador de decisiones dar un paso al frente?
¿Alguna vez has tenido la experiencia de realizar una presentación y no tener la más mínima idea de quién es el tomador de decisiones? Si ha sido así, será necesario que evalúes. Si piensas que sabes quién es el tomador de decisiones, no es así.

De manera típica, cerca de 7 personas dentro de cada organización trabajan con la toma de decisiones de compra. Sin la capacidad de ver el futuro, no tienes idea de quién es el equipo operativo al momento, ni quien estará dirigiendo en 2 años. La solución no es para romperse la cabeza. Simplemente dirígete a cada uno de los involucrados como si fueran los tomadores de decisiones. Fácil, ¿no? Permite que todos compartan sus opiniones y deja las dudas y adivinanzas a la persona que tiene la última palabra para que se lo diga a otra persona.

4. Rescata 10 horas de tu vida todos y cada uno de los meses
Con un promedio de 3 juntas al día, literalmente no hay tiempo de tener el trabajo terminado, plan o darle seguimiento a cualquier otra actividad que no sean las cosas urgentes. Existe una forma inteligente y rápida para disminuir tus tiempos de reunión. Todo lo que tienes que hacer es aplicar gradualmente el principio de los 10 minutos.

¡Es fácil! Solamente programa reuniones en bloques de 20 o 50 minutos en lugar de las normales de 30 minutos o de hora completa. Esos 10 minutos pueden hacer toda la diferencia. Menos tiempo significa trabajo eficiente apegado a la agenda y una más pronta respuesta en toma de decisiones.

¿La mejor parte? Esos 10 minutos que normalmente destinabas o programabas para tus reuniones, ahora son ¡libres! Puedes tomar una caminata corta para despejar la mente, tomar notas para los siguientes procedimientos y soluciones creativas o simplemente relajarse y tomar un café. Quitar 10 minutos del tiempo de una reunión te dará más claridad de mente y mejorarás tu productividad.

5. Deja de desperdiciar el tiempo de los demás
Reuniones, reuniones, reuniones. Parece que cada vez más y más el tiempo laboral actual se pasa en reuniones donde se hace… ¡nada! Cuando esas reuniones son reuniones de ventas y no se conocen las potenciales expectativas del cliente puedes terminar con un desorden en las manos.

Las reuniones que no son bien planeadas, donde no se conocen las expectativas propuestas y no tomas en cuenta el “¿qué hay para mí?” de los demás, la reunión es simplemente una pérdida de tiempo para todos los involucrados.

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *