fbpx
1
riesgos laborales
 

Cómo disminuir los accidentes y riesgos laborales

La prevención es la mejor estrategia para reducir riesgos. Y esto es perfectamente aplicable al campo de los accidentes y riesgos laborales.

De acuerdo con fuentes oficiales, en España la siniestralidad laboral es un punto clave para la administración pública. De los 1.610.815 accidentes laborales registrados entre 2017 y 2019, 1.626 fueron mortales. Y sobre esta siniestralidad laboral, Andalucía reporta el 20,75% del total de accidentes fatales en este país, según la Unión General de Trabajadores, UGT.

Para los expertos en prevención de riesgos laborales en Sevilla, Laboral Group, la disminución de accidentes laborales en las empresas de toso tamaño pasa por el desarrollo plan de prevención.

¿Qué es un Plan de Prevención de Riesgos Laborales?

Un Plan de Prevención de Riesgos Laborales es un documento que refleja todos los procesos, herramientas, estructuras y políticas a seguir de una empresa para asegurar la actividad laboral interna y proteger a los trabajadores de cualquier posible accidente o riesgo surgido durante la jornada.

“Gracias a este instrumento legal, podemos prever dónde puede surgir un problema, cómo solucionarlo y de qué manera podemos garantizar la seguridad de los empleados en la mayor medida posible. Además, desarrollar un Plan de Prevención en una empresa le otorga a esta un gran reconocimiento”, comentan los expertos.

Fases del proceso de elaboración del PRL

Si quieres saber cómo hacer un Plan de Prevención de Riesgos Laborales, debes seguir cada una de estas fases en el procedimiento.

  1. Designación de la estructura y las responsabilidades

El primer paso en la elaboración de un Plan de Riesgos Laborales consiste en analizar la organización y los procesos internos de la empresa con el fin de detectar las posibles amenazas y, así, determinar qué departamentos necesitarán de una ficha especializada para evitarlos.

De la misma manera, se establecerá un responsable directo en cómo hacer un Plan de Prevención de la empresa y en los resultados, sobre el que recaerán los objetivos, las actividades para su optimización o las directrices generales.

  1. Redacción del Plan de Prevención de la empresa

Una vez que ya hemos definido las áreas de actuación y las formas adecuadas de prevención, es el momento de redactar el documento de manera oficial con el fin de presentarlo ante la dirección o la autoridad de la empresa para que dé su consentimiento.

  1. Revisión y aprobación de la estrategia

El siguiente paso de cómo hacer un Plan de Prevención de Riesgos Laborales de manera óptima trata de su presentación en forma de borrador al Comité de Dirección y a los responsables correspondientes para que se realicen los cambios y modificaciones pertinentes antes de su aprobación.

  1. Puesta en marcha del PRL

¿Has conseguido que se apruebe el PRL acordado? Es el momento de ponerlo a punto en la empresa y organizar a los trabajadores y directores para impartir los talleres necesarios. Además, se tendrán en cuenta los planes de seguimiento de cara a los próximos meses.

¿Es obligatorio realizar un PRL en tu empresa?

Según el artículo 14 de la Ley 31/1995, de 8 de noviembre, de prevención de Riesgos Laborales, se estima que en España “los trabajadores tienen derecho a una protección eficaz en materia de seguridad y salud en el trabajo” y que “el citado derecho supone la existencia de un correlativo deber del empresario de protección de los trabajadores frente a los riesgos laborales”.

¿Qué quiere decir esto? Básicamente, que es deber legal del empresario poner a disposición de sus trabajadores las medidas necesarias en cuestión de protección laboral, con el fin de prever aquellos posibles accidentes de la empresa.

Beneficios de plantear un Plan de Prevención en tu empresa

Aunque saber cómo hacer un Plan de Prevención de Riesgos Laborales sea necesario, y llevarlo a cabo obligatorio, te contamos algunas de las principales ventajas que trae consigo al aplicarlo a los procesos internos de la organización. ¡Te lo contamos todo!

  • Asegurar el mayor bienestar y protección de tus empleados, que actuarán en base a cualquier posible consecuencia de la actividad laboral.
  • Tener un PRL detallado y óptimo otorga a la empresa un gran reconocimiento en el sector.
  • Permite llevar a cabo un plan mucho más desarrollado en el futuro, creando unas bases estables de seguridad.
  • Comprobar el compromiso de tus trabajadores en el ambiente laboral. ¿Están dispuestos a aprender? ¿Cómo adaptan las medidas en su día a día?
  • Controlar en mayor medida los procedimientos y comunicación interna para una mejora de la producción.

Foto de Chevanon Photography en Pexels

Adolfo Manaure

Entusiasta seguidor de la tecnología y las innovaciones que cambian el mundo. Director Editorial y COO en The HAP Group.

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.